Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado.

Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado.