No hay opiniones estúpidas...