El problema no es tropezar ...