La soledad es peligrosa. 
Es adictiva. 
Una vez que te das cuenta de cuánta paz hay en ella,
no quieres lidiar con la gente.

Carl Jung